Rincón de Guayabitos (Autor: César Rincón)

Hijo de dios que está en el cielo y en el sol (Náhuatl)

Nayarit es un estado que se ubica al occidente del territorio nacional. Colinda con los estados de Sinaloa, Durango y Zacatecas hacia el norte y con el estado de Jalisco hacia el sur. Tiene una importante franja costera en el Océano pacifico, donde posee también las Islas Marías, la Isla Isabel, las Tres Marietas y el Farallón de La Peña. Tiene una extensión territorial de 27 815 kilómetros cuadrados (Km2), donde habitan aproximadamente 949 684 personas; representa el 1.4% de la superficie del país, ocupando así el lugar 23 a nivel nacional.

Nayarit está dividido en 20 municipios, los cuales llevan por nombre: Acaponeta, Ahuacatlán, Amatlán de Cañas, Compostela, Huajicori, Ixtlán del Río, Jala, Xalisco, El Nayar, Rosamorada, Ruíz, San Blas, San Pedro Lagunillas, Santa María del Oro, Santiago Ixcuintla, Tecuala, Tuxpan, La Yesca, Bahía de Banderas y Tepic; siendo en este último el más poblado y donde se encuentra la homónima capital del estado.

Las principales actividades económicas del estado son los servicios comunales, sociales y personales; el comercio, restaurantes y hoteles; la construcción; los servicios financieros, seguros, actividades inmobiliarias y de alquiler; y la agricultura, silvicultura y pesca.

La arquitectura del siglo XIX y XX, las artesanías y el folclor indígena, y los innumerables paisajes naturales con los que cuenta el estado, se traducen en destacados atractivos turísticos. En Tepic, resaltan las construcciones coloniales, tales como la Catedral, el Palacio de Gobierno, la ex fábrica Textil de Bellavista, el exconvento de la Cruz y la Casa Fenelón; en Compostela, la Iglesia en su cabecera municipal; en Santiago Ixcuintla su Iglesia; la Casa Aguirre en Tuxpan; y en la localidad de Coamiles las huellas del pasado prehispánico, cinceladas en piedra. Asimismo, sobresalen los templos de los 20 municipios y las presidencias municipales de Tepic, Jala, Acaponeta y Santa María del Oro. Las ex–haciendas de Chilapa, San Cayetano, Sentispac, Pozo de Ibarra, el Conde, Miravalles, la Escondida, Puga, Mora, San José de Mojarras, Xalisco, Jauja y San Luis de Lozada, que representan, además de un testimonio histórico-cultural, un fascinante atractivo para los turistas.

La cultura y el arte también son parte importante de la vida nayarita. Por lo tanto, es indispensable conocer La Casa-Museo de Juan Escutia; los museos de: Amado Nervo, Emilia Ortiz, de Los Cuatro Pueblos, el Aramara, el de Antropología e Historia y el de Mexcaltitán, ubicado en la Isla del mismo nombre.

Vista a Rincón de Guayabitos (Autor: César Rincón)

Nayarit se extiende como una entidad privilegiada debido a su vegetación y paisajes de belleza extraordinaria, conformado por playas, esteros, islas, lagos, montañas, lagunas y manantiales. Entre ellos, destaca la zona turística de Nuevo Vallarta, ubicada en el municipio de Bahía de Banderas, que acompaña la perfección de sus recursos naturales con la infraestructura hotelera y de comunicaciones, formando un atractivo turístico de importancia internacional; la zona costa sur es poseedora de una vasta región de litoral con playas de gran belleza como: Punta de Mita, Destiladeras, La Cruz de Huanacaxtle, Sayulita y San Francisco.

Por su parte, Compostela cuenta con recursos turísticos importantes, sobresalen los atractivos de Rincón de Guayabitos, Lo de Marcos, Chacala, Chacalilla, La Peñita y otras; todos estos centros tienen infraestructura restaurantera y de trailer park, en menor medida hotelera, exceptuando a Rincón de Guayabitos que cuenta con amplia infraestructura hotelera, bares y discotecas.

En el norte de la entidad, en los municipios de Tecuala y Santiago se encuentran las playas de El Novillero las playas de Los Corchos y El Sesteo. Las playas del Rey, el Borrego, Islitas y la Bahía de Matanchén en el municipio de San Blas. Además de los paseos-balneario La Tovara y El Cocodrilario.
Las lagunas de Santa María del Oro, Tepetiltic y San Pedro, en San Pedro Lagunillas; y la Presa Hidroeléctrica de Aguamilpa en el municipio de Tepic, son ideales para practicar deportes acuáticos como: esquí, vela, remo y pesca.

Así pues, el legado de la época colonial, la mezcla de los grupos indígenas – Coras y Huicholes en la actualidad- y los abundantes recursos naturales, hacen de Nayarit un estado con exuberantes riquezas deseosas de ser admiradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *